top of page
  • Writer's picturevocacionescomunica

Matteo Ricci y la misión jesuita en China


El ejemplo más importante de esta "acomodación", y el que más críticas suscitó, fue el de las misiones en China. De hecho, parte del discurso "antijesuita" que se desarrolló con la expansión de la Compañía de Jesús se apoyó en la reprobación en Europa de esta actividad misionera.

Si en América se hizo contacto con poblaciones que consideraron "bárba-ras", los jesuitas vieron en China una "civilización" avanzada, que compartía similitudes con la cultura europea. Liderada por el jesuita italiano Matteo Ricci, esta misión se caracterizó por ser una estrategia de conversión sutil que intentó no perturbar las costumbres orientales.

Los estudios y la gran preparación humanística de Ricci lo llevaron a valorar las ideas del confucianismo y sostener que no necesariamente estaban equivocadas ni se contraponían al cristianismo. El misionero italiano llegó a aceptar los principios de Confucio como un "sistema de ética social y moral individual?


Este acercamiento colocó muy pronto a la Compañía de Jesús en un lugar privilegiado dentro del espacio de la corte china.



Mapa del mundo de Mateo Ricci en la exhibición acerca de la dinastía Ming.

Con la llegada de los misioneros dominicos a esta corte, atentos al seguimiento de la ortodoxia cristiana, se desencadenó una polémica feroz. Los jesuitas permitían, temporalmente, que los conversos continuaran celebrando sus ceremonias tradicionales, en tanto que los dominicos y franciscanos buscaban alejar de sus prácticas ancestrales a los recién convertidos, por temor a que se afectara la ortodoxia católica.


Uno de estos ritos era el culto a los antepasados, que para los dominicos representaba una forma de idolatría y superstición. Sus acusaciones, fundadas en la idea de que los "relajados jesuitas" eran más cercanos a la corte china que a Roma, llegaron hasta el papa, quien terminó por condenar la relación con el confucianismo. Para aquel grupo de jesuitas esto representaba un obstáculo que ponía en peligro la permanencia del catolicismo en China, asunto sobre el cual el paso del tiempo les daría la razón.


La controversia fue aprovechada por los enemigos de la Compañía de Jesús, que comenzaban a proliferar en el ambiente político del siglo xvI propio de la era de la Ilustración; a la condenación de la tolerancia "poco ortodoxa" de los ritos chinos se sumó la censura de la tolerancia de los ritos 'malabares" en la India por los misioneros jesuitas.


Del libro ¿Quiénes han sido los jesuitas? 28 claves para su contextualización, de José el Bosque, Perla. Chinchilla, Alexandra de Losada; Universidad Iberoamericana.

34 views0 comments

Related Posts

See All
bottom of page